• INGENIERÍA DE PROCESOS

La Ingeniería de Procesos (IP) permite desarrollar los proyectos de forma integral, desde el estudio de viabilidad, hasta la puesta en marcha, planificando de forma integral todo el proceso, el proyecto y su implantación.

Los nuevos sistemas son innovadores, y como tales son poco conocidos, por lo que normalmente el desconocimiento genera resistencia al cambio. Por este motivo cada proyecto debe ser cuidadosamente planificado teniendo en cuenta todas las circunstancias de la industria, de su personal, de su equipo directivo y sobre todo de sus clientes, gestionando el cambio con información, formación, planificación y organización.

La centralización de la producción y el alargamiento de la vida útil de los alimentos elaborados, son las herramientas necesarias para permitir a las cocinas centrales extender sus actividades geográficamente y en el tiempo: las caducidades pueden establecerse desde 5 a 60 días en platos elaborados refrigerados (+3ºC) sin utilizar ningún conservante, pudiendo llegar a varios meses sin necesidad de refrigeración utilizando otras técnicas complementarias.

LA IP SE DESARROLLA
EN 3 ETAPAS Y 13 FASES

 1º
ETAPA

ESTUDIO DE VIABILIDAD

  • Análisis diagnóstico
  • Estudio de soluciones
  • Análisis financiero

 2º
ETAPA

PROYECTOS

  • ATD Anteproyecto técnico detallado
  • Proyectos oficiales y licitaciones
  • Coordinación/supervisión de los trabajos
    de construcción, instalaciones y equipamiento

 3º
ETAPA

ORGANIZACIÓN

  • MOF Manuales de Organización y Funcionamiento
  • Capacitación del Personal
  • Software de gestión de la asignación de dieta (exclusivo
    para hospitales)
  • Software de gestión integral de la actividad de la UCP
    idóneo para UCP’s y plantas de producción de alimentos elaborados)
  • Simulación de puesta en marcha (previa al arranque)
  • Puesta en marcha tutelada (acompañamiento de
    consultores y técnicos expertos)
  • Auditorías de seguimiento

“Cada hospital, cocina central o industria alimentaria requiere de una solución personalizada y adecuada a sus necesidades y a sus clientes. También cada cliente puede requerir de parte de los servicios indicados, o bien de la totalidad de éstos cuando se trate de proyectos llave en mano.

Es frecuente que los cliente inicien contratando el Estudio de Viabilidad, de forma que puedan adoptarse decisiones bien fundamentadas en los datos obtenidos: lo más costoso es experimentar con el método ensayo-error. Por ello, la Ingeniería de Procesos desarrolla un método experto que garantiza los mejores resultados, sin marchas atrás y sin errores. Obviamente en ocasiones el Estudio de Viabilidad determina las razones que hacen o no conveniente seguir adelante con el proyecto, o bien lo redirigen hacia una estrategia correcta.”

 LOS OBJETIVOS
Y BENEFICIOS
DE LOS MODELOS
AVANZADOS DE
ORGANIZACIÓN
UTILIZANDO
LAS NUEVAS
TECNOLOGÍAS
SON LOS
SIGUIENTES:

  • Optimización / reducción de costos
  • Aumento de la competitividad
  • Elevados/rápidos retornos de la inversión
  • Elevada calidad de las elaboraciones: platos tradicionales
    refrigerados listos para calentar y consumir
  • Estandarización de las elaboraciones: resultados siempre iguales
  • Inocuidad de los alimentos & seguridad alimentaria
  • Flexibilidad logística/reducción de los costos logísticos
  • Reducción de mermas
  • Eficiencia energética & ahorro de costos
  • Menor dependencia de personal calificado
  • Automatización & simplificación de los procesos
  • Gestión informatizada de la actividad: objetivo cero errores
  • Reducción de los turnos de trabajo: eliminación de turnos
    nocturnos y trabajo en días festivos.
  • Conciliación de la vida laboral y la familiar para los trabajadores
  • Fidelización de los trabajadores & reparto equilibrado de las cargas
    de trabajo.
  • Ambiente laboral más relajado / sin stress = motivación y estabilidad
    del personal. Bajos niveles de absentismo y rotación.

OPPICI ofrece soluciones tecnológicas y organizativas avanzadas en el ámbito de la producción de platos elaborados y cocinas centrales, acompañado del asesoramiento, acompañamiento y tutela, asumiendo un compromiso con los resultados.

Esta metodología es también aplicable a industrias alimentarias como panificadoras, a lavanderías o a centrales y sistemas de desinfección y/o esterilización hospitalaria.